Guía para preparar, procesar y dar alimentos para bebés

Desde el recién nacido hasta los seis meses de edad, la ingesta diaria del bebé solo se obtiene a partir de la lactancia materna exclusiva. Junto con las crecientes necesidades nutricionales del bebé, más adelante necesitará ingesta de alimentos distintos de la leche materna. Para una alimentación óptima del bebé, debe comprender toda la siguiente información importante.

¿Por qué los bebés necesitan otros alimentos a los 6 meses?

La lactancia materna exclusiva es el mejor alimento para los recién nacidos hasta los seis meses de edad. Durante el período de lactancia materna exclusiva, se recomienda no darle a su pequeño ningún otro alimento o bebida.

Esto se debe a que a la edad de menos de seis meses, la lactancia materna exclusiva por sí sola puede satisfacer las necesidades nutricionales diarias de los bebés.

Sin embargo, después de los seis meses de edad, estas reservas de nutrientes se agotan y la lactancia materna por sí sola ya no puede satisfacer las necesidades del bebé.

Esta es la razón por la que es necesaria la ingesta de alimentos complementarios a la leche materna o alimentos complementarios para bebés a los 6 meses de edad.

Como su nombre lo indica, este alimento complementario se administra junto con la leche materna. En otras palabras, aunque ya no es el momento para que su pequeño reciba lactancia materna exclusiva, se debe seguir dando leche materna.

Dar MPASI es como si fuera un período de transición para los bebés después de haber recibido previamente solo leche materna.

Antes de consumir alimentos sólidos en lugar de la comida familiar, dar alimentos complementarios ayuda a los bebés a adaptarse mientras se les sigue dando leche materna o fórmula infantil.

También puedes ajustar la alimentación complementaria para bebés según el horario de alimentación complementaria en función de la edad del pequeño.

Si resulta que hay una cosa u otra que te hace querer introducir alimentos sólidos a tu bebé antes de que cumpla los seis meses, primero debes consultar con tu médico.

Elección de alimentos para bebés

La provisión de alimentos complementarios a la leche materna (MPASI) para bebés hasta los dos años se puede realizar por etapas.

Puede comenzar dándole la textura de sólido, picado, hasta que más tarde el bebé sea capaz de comer la comida familiar.

Preparar la comida para su pequeño es realmente fácil siempre que conozca las opciones correctas. Las Directrices para una nutrición equilibrada del Ministerio de Salud de la República de Indonesia describen varias composiciones de ingredientes alimentarios para bebés, a saber:

  • Alimentos complementarios completos, que consisten en alimentos básicos, guarniciones de animales, guarniciones de verduras, verduras y frutas.
  • MPASI simple, que consiste en alimentos básicos, guarniciones de origen animal o vegetal y verduras o frutas.

Por otro lado, el solo hecho de prestar atención a la composición de los ingredientes alimentarios de su hijo es incompleto sin conocer buenos criterios.

El Ministerio de Salud de Indonesia explica los criterios de buenos alimentos complementarios para bebés, que incluyen:

  • Denso de energía, proteínas y micronutrientes que faltan en la leche materna, como hierro, zinc, calcio, vitamina A, vitamina C y ácido fólico.
  • No contiene especias picantes y solo usa azúcar, sal, saborizantes, colorantes y conservantes.
  • Fácil de comer y le gusta al bebé.

Bueno, como explicación, aquí hay algunas opciones de alimentos que puede presentarle a su bebé:

1. Frutas y verduras

Se permite dar una variedad de frutas y verduras a los bebés, ya que el bebé recibe una ingesta diferente a la leche materna como introducción a la edad de 6 meses.

A los bebés a los que se les da una variedad de frutas y verduras buenas y buenas, es más probable que les gusten estos alimentos cuando sean adultos.

Mientras tanto, si demora en darle frutas y verduras hasta que el bebé sea un poco mayor, generalmente tiende a negarse y es más difícil que le guste.

Además de ser ricas en nutrientes como vitaminas, minerales y fibra, las verduras y frutas también embellecerán la comida para bebés a partir de los 6 meses.

Esto se debe a que una mezcla de verduras y frutas puede agregar color a la comida que sirve. Si tu pequeño parece rechazar las verduras o frutas que le das, debes ser paciente y no obligarlo.

Intente dar otros alimentos complementarios y luego sirva las mismas verduras o frutas unos días después.

Por lo general, debe darle a su bebé la misma fruta o verdura al menos de 10 a 15 veces antes de decidir si le gusta o no.

Durante este período de introducción a una variedad de verduras y frutas buenas y buenas, está perfectamente bien darle al bebé una variedad de sabores.

A partir de verduras o frutas que son dulces, agrias, para tender a ser amargas.

Este método ayudará a su pequeño a aprender y acostumbrarse gradualmente a gustarle varios tipos de alimentos.

2. Fuente de proteína animal

Las opciones de proteínas para bebés en la categoría de animales incluyen carnes rojas, pollo, hígado de res, hígado de pollo, huevos, mariscos y queso para bebés.

La carne es una buena fuente de nutrientes que incluyen hierro, zinc y vitamina D. Como se explicó anteriormente, las reservas de hierro de un bebé se agotan a los seis meses de edad.

Por eso, incluir la ingesta de hierro en la dieta diaria del bebé es importante para satisfacer sus necesidades.

Además de la carne, el marisco también es bueno para dárselo a los bebés siempre que no haya alergias. Los mariscos como el pescado, los camarones, los calamares y otros son una fuente de proteínas, minerales y vitaminas para los bebés.

Los ácidos grasos omega-3 contenidos en el salmón también son buenos para ayudar a mantener la salud del corazón de un bebé mientras apoyan el desarrollo del cerebro.

No lo olvide, trate de asegurarse siempre de que la fuente de proteína animal para este MPASI se haya cocinado hasta que esté completamente cocido.

Si le sirve pescado o marisco a su pequeño, asegúrese de que también esté libre de mercurio y que no queden espinas.

¿A qué prestar atención al dar comida para bebés?

Algunas de las siguientes cosas a las que debe prestar atención cuando les dé comida a los bebés:

1. Momento de dar proteína animal y vegetal

Como se explicó anteriormente, la introducción a los bebés a una variedad de fuentes de alimentos debe hacerse temprano.

Asimismo, con la provisión de fuentes alimenticias de proteína animal y vegetal que se puede iniciar desde que el bebé tiene seis meses, también conocido como el período MPASI.

Las fuentes de proteína animal incluyen carne de res, pollo, hígado de res, hígado de pollo, huevos y una variedad de mariscos.

Mientras tanto, el tofu y el tempeh son buenas opciones de fuentes de proteínas vegetales para alimentos complementarios.

2. Preste atención al cocinar fuentes de proteína animal.

Aunque está perfectamente permitido, se recomienda asegurarse de que los huevos, el pescado y la carne que se les da a los bebés estén completamente cocidos.

Esto se debe a que las fuentes de proteína animal poco cocidas corren el riesgo de contener bacterias. Si el bebé ingiere la comida, es posible que experimente problemas nutricionales y se enferme.

3. Preste atención a la selección de alimentos y bebidas para bebés.

No se recomienda dar miel a los bebés y zumos de frutas a los bebés si tienen menos de 12 meses.

Además, evite también proporcionar alimentos con edulcorantes y altos en grasas.

4. Preste atención a cómo cocinar y dar comida al bebé.

Debes prestar atención a la higiene de las manos y a los utensilios de cocina antes de procesar los alimentos para tu pequeño. Igualmente importante, también separe la tabla de cortar utilizada para cortar materias primas e ingredientes cocidos.

Por último, asegúrese de que las manos del bebé estén limpias antes de comer.

5. Se permite el uso de aceite, mantequilla y leche de coco.

Si es necesario, está bien agregar aceite, mantequilla o leche de coco a la dieta de su pequeño.

La adición de aceite, mantequilla y leche de coco puede ser útil para aumentar las calorías de su pequeño.

Reglas para la alimentación de bebés de 6 a 11 meses.

Dar comida a los bebés no puede ser arbitrario. Además de prestar atención a las opciones de alimentos para su pequeño, también debe comprender la textura de los alimentos a cada edad.

Los bebés no pueden recibir alimentos familiares directamente al comienzo de la transición de la lactancia materna exclusiva.

Para que no se equivoque, aquí está el desarrollo de la textura, la frecuencia y la porción de la comida para bebés en cada etapa de la edad:

Bebé de 6 a 8 meses

Después de tener 0-6 meses antes, el bebé siempre amamantaba, ahora ya no. Puedes empezar a aportar alimentos complementarios con textura pulverizada (machacado) y filtrado (puré).

La frecuencia de comer bebés a la edad de 6-8 meses suele ser de 2-3 veces para las comidas principales y 1-2 veces para los bocadillos o bocadillos para bebés según sus gustos.

En cuanto a las porciones, comience con 2-3 cucharadas que se pueden aumentar hasta un tamaño de taza de 250 mililitros (ml).

Bebé de 9-11 meses

A la edad de 9-11 meses, a su bebé generalmente se le pueden dar alimentos finamente picados (picado), picada en trozos grandes (picado) y comida para picar.

La frecuencia de las comidas a esta edad ha aumentado a 3-4 veces para las comidas principales y 1-2 veces para los bocadillos según los deseos del pequeño.

Asimismo, la porción de una comida que ha podido alcanzar el tamaño de taza de 250 ml.

¿Puedo alimentar a mi bebé menor de 6 meses?

Idealmente, los bebés no pueden recibir alimentos y bebidas que no sean leche materna si aún no tienen 6 meses de edad.

Esto está respaldado por una cita de la Asociación de Pediatras de Indonesia (IDAI). Según el IDAI, la lactancia materna sola siempre que el bebé tenga menos de 6 meses puede satisfacer las necesidades nutricionales diarias del bebé.

Pero a veces, existen ciertas condiciones que dificultan la lactancia materna exclusiva para los bebés.

Por lo general, esta condición es causada por una producción insuficiente de leche materna, por lo que no se satisfacen las necesidades de lactancia materna exclusiva del bebé.

Además, todavía existen otras afecciones médicas que no permiten que el bebé obtenga leche materna.

Estas afecciones incluyen galactosemia en bebés, madres sometidas a quimioterapia y afecciones de VIH, tuberculosis y herpes en las madres.

A los bebés que tienen galactosemia no se les aconseja que tomen leche materna porque sus cuerpos no tienen la capacidad de convertir la galactosa en glucosa.

Lo mismo ocurre con las madres que tienen VIH y se someten a quimioterapia para el cáncer. Ambas condiciones tampoco están permitidas para darle leche materna al bebé de ninguna manera.

Mientras tanto, si la madre tiene tuberculosis y herpes, la lactancia todavía se puede realizar extrayendo y amamantando de un biberón.

Sin embargo, las madres no deben amamantar a sus bebés directamente para el herpes con lesiones en los senos.

En esta condición, generalmente se le permite dar a los bebés menos de 6 meses de ingesta que no sea leche materna.

Con una nota, consulte primero con su médico para determinar qué ingesta de alimentos y bebidas es la mejor para los niños menores de 6 meses.

Por lo general, el médico evaluará las indicaciones para administrar alimentos complementarios antes de los 6 meses y los signos de preparación para los alimentos complementarios en los bebés.

A partir de la página de la Clínica Mayo, los bebés de entre 4 y 6 meses ya pueden recibir alimentos complementarios (MPASI) cuya textura se ajusta como alimento sólido para bebés de 6 meses.

Cómo preparar comida para bebés

El proceso de preparación de la comida para bebés no es menos importante.

Esto es para garantizar que la calidad de los alimentos que se le dan a su pequeño sea lo suficientemente buena para satisfacer sus necesidades nutricionales diarias y apoyar su crecimiento y desarrollo.

Cómo preparar comida para bebés

A la hora de preparar o procesar alimentos para tu pequeño, aquí tienes algunos consejos que puedes aplicar:

  • Asegúrese de lavarse las manos con jabón y agua corriente antes de manipular la comida de su bebé.
  • Asegúrese de que los utensilios para cocinar y comer para procesar y servir la comida de su pequeño estén limpios.
  • Lávese las manos y las de su bebé antes de comer, sin mencionar después de ir al baño y limpiar las heces de su bebé.
  • Almacene los alimentos que se les darán a los bebés en recipientes y lugares limpios y seguros.
  • Evite usar la misma tabla de cortar para alimentos crudos y cocidos.

¿Puedo agregar azúcar, sal y micin?

Tal vez a menudo se sienta confundido acerca de agregar azúcar, sal y micin a la comida para bebés. Si se le dan estos sabores adicionales, se teme que aún no sea el momento para el bebé.

Sin embargo, si no se le da un sabor adicional, el bebé es difícil de comer porque tiene un sabor suave. Es importante saber que dar azúcar, sal a los niños y micin a los bebés en realidad no es un problema.

Porque, los adultos como usted pueden negarse a comer alimentos que tengan un sabor insípido, al igual que su pequeño.

Sin embargo, IDAI recomienda que el azúcar y la sal para los bebés menores de 12 meses se administren en la menor cantidad posible. Asimismo, con micin, no se debe dar demasiado.

¿Mareado después de convertirse en padre?

Únase a la comunidad de padres y encuentre historias de otros padres. ¡Usted no está solo!

‌ ‌